Melitta Caffeo CI a prueba: cafetera superautomática con rendimiento a largo plazo

Si no recuerdo mal fue en 2020 cuando, de repente, se me ocurrió que mi comparativa de cafeteras superautomáticas no debía limitarse solo a analizar los modelos más novedosos. Creo que todos hemos cambiado nuestros puntos de vista por completo durante ese maldito año.

Si no recuerdo mal fue en 2020 cuando, de repente, se me ocurrió que mi comparativa de cafeteras superautomáticas no debía limitarse solo a analizar los modelos más novedosos. Creo que todos hemos cambiado nuestros puntos de vista por completo durante ese maldito año.

Por ejemplo, llegué a la conclusión de que, aunque muchas cafeteras automáticas ya hayan alcanzado una edad más que respetable, eso no cambia su popularidad, funcionalidad o el sabor de las bebidas que preparan. El expreso siempre será expreso, el capuchino siempre será capuchino.

Mientras su manejo dé gusto y sea fácil de limpiar, poca diferencia hay entre una máquina del 2020 y una del 2010. No obstante, mientras el usuario tiene que pagar un precio acorde a estos tiempos por la cafetera del 2020, el modelo antiguo cada vez será más barato.

Precisamente por ese motivo estoy actualizando poco a poco todas las reseñas de las cafeteras automáticas que todavía están disponibles en el mercado y que (quizá) merece más la pena comprar que antes.

En el caso de la cafetera superautomática Melitta Caffeo CI, la verdad es que me ha sorprendido que exista desde 2011. Y es que, a pesar de las limitadas especialidades de café que ofrece y su manejo algo anticuado, parece asombrosamente moderna.

A continuación te dejo un vídeo de la prueba de esta cafetera (solo disponible en alemán):

Las cafeteras superautomáticas Melitta siempre logran ese efecto, aunque aporten poca innovación y apenas se actualicen. En esta actualización del artículo original sobre esta cafetera descubriremos si eso se debe a su prestigio, a la pereza del fabricante o simplemente a que sus características son razonables tal y como son.

Asimismo, analizaremos si el precio ha cambiado desde la primera edición y cómo lo ha hecho, y lo que eso significa para mi valoración general. La Melitta Caffeo CI en plata es también la cafetera automática que tuvimos en la oficina durante algún tiempo. Por eso mismo, también puedo darte algunas impresiones sobre su rendimiento a largo plazo.

Si quieres tener una versión un poco más moderna, te recomiendo que eches un vistazo a la reseña de la Melitta CI Touch o al artículo sobre la nueva Melitta LatteSelect (próximamente disponible en español).

Ideal para oficinas y familias

Melitta Caffeo CI

Doble cámara para granos

Bastante rápida

Fácil de limpiar

Jarra de leche incluida

Ajustes de fábrica un poco raros

Melitta Caffeo CI: comparativa de los modelos

A medida que pasan los años se hace más difícil saber qué modelos de las distintas series siguen disponibles actualmente y si se pueden comprar en fuentes fiables. Además, me pregunto cuál puede ser la diferencia entre la versión A y la versión B.

CategoríaEntrada
FabricanteMelitta
NombreCaffeo Cl
TipoCafetera superautomática
Grupo de infusión extraíble
Material de la carcasaPlástico
Espumador de lecheAutomático (Cappuccinatore)
Pantalla
Perfiles de usuarioSí (4 perfiles)
Depósito de agua1,8 l
Altura máx. de la taza 14 cm
MolinilloMolinillo de muelas cónicas de acero inoxidable
Recipiente para granos de café2 x 135 g
Doble compartimento/cámara para granos
Grados de molienda3 niveles
Compartimento para café molido
Preparación de bebidas con un solo botónExpreso, café crème, capuchino, latte macchiato
Temperatura del café ajustableSí (3 niveles)
Temperatura de la (espuma de) leche ajustableNo
Función dos tazas
Función de agua caliente
Función de leche caliente
Dispensar solo espuma
¿Se puede usar filtro de agua?
Peso9,3 kg
Dimensiones (altura x anchura x profundidad)47,3 x 25,5 x 35,2 cm

La Melitta Caffeo CI nos lo pone fácil, para variar. Está disponible en plata y en negro. Si pone «edición especial» significa que solo cambia el recipiente externo para leche. La edición especial E970-306, por ejemplo, venía con una jarra de leche térmica en lugar de con una jarra de leche de plástico.

Tanto en la tienda online de Melitta como en Amazon están disponibles hoy en día dos modelos actuales (oficiales):

Para mí, la disponibilidad de las cafeteras automáticas en Amazon suele ser un barómetro de cómo están las cosas en la actualidad, aunque esto no signifique mucho en el caso de la Melitta Caffeo CI.

Como ya he dicho, los modelos son idénticos en términos de funcionalidad, así que tanto si adquieres uno como si te decantas por el otro no hay mucha diferencia. Por lo tanto, también puedes echarles un ojo a las siguientes máquinas:

  • Melitta Caffeo CI en gris-negro (E970-205, edición especial con jarra de leche de acero inoxidable)
  • Melitta Caffeo CI en blanco (E970-102)

Una jarra de leche térmica está muy bien, pero como yo prefiero meter el tubo flexible directamente en el tetrabrik o en un recipiente que sea fácil de limpiar, podemos olvidarnos de eso.

Más importante —como siempre— es comparar los precios. En el momento de escribir esta reseña, la versión en negro está disponible en Amazon por 699 euros, lo mismo que cuesta actualmente la cafetera en plata.

No obstante, los precios suelen oscilar bastante, así que si te da igual el color, adquiere la que en ese momento sea más económica. En el momento de la prueba original, la Caffeo CI costaba bastante más de 700 euros. Por lo tanto, la bajada de precios no es tan significativa como, por ejemplo, en el caso de las cafeteras superautomáticas Siemens, pero sigue siendo un argumento convincente.

Me cuesta un poco más responder a la pregunta de si deberías decantarte por la antigua Melitta Caffeo CI en vez de por la moderna Melitta CI Touch. El modelo «Touch» ofrece algunas actualizaciones importantes para la preparación, pero la antigua Caffeo CI tampoco lo hace mal. ¡Para nada!

Café de Coffeeness para cafeteras superautomáticas: Melitta Caffeo CI

Seguro que ya te has enterado, pero me encanta repetirlo: en Coffeeness hemos desarrollado un café concebido especialmente para cafeteras superautomáticas. Y, como no podía ser de otra manera, se adecua de maravilla a todas las bebidas preparadas con la Melitta Caffeo CI. Nosotros mismos lo hemos probado. Pronto estará disponible la tienda online en español.

Características de la Melitta Caffeo CI: lo esencial que debes saber

Que el doble compartimento para granos de café (sin tener dos molinillos separados) tenga sentido o no es muy discutible, pero la Melitta Caffeo CI trae unos recipientes muy pequeños (2 x 135 g), lo que evita que los llenes con demasiados granos cada vez.

Cafetera superautomática Melitta Caffeo CI doble compartimento para granos

Asimismo, la máquina hace todo lo posible por moler todos los granos que hay en el recipiente para que el cambio de granos sea lo más limpio posible. Aun así, en el día a día tendrás que tomar un café entre medias a fin de eliminar los posibles restos de granos.

Aunque esto puede aumentar el consumo de granos de expreso, te lo pone fácil a la hora de probar nuevos tuestes y ofrecer el mejor resultado en la taza posible en función de los gustos y las preferencias de cada persona.

Son detalles como estos los que hacen de la Melitta Caffeo CI una cafetera automática sólida y, sobre todo, económica si tenemos en cuenta todas sus características:

  • Manejo sencillo mediante botones, un interruptor giratorio y una pequeña pantalla
  • Sistema de leche: Cappuccinatore, que trae incluido un recipiente para leche (de plástico)
  • Molinillo silencioso de muelas cónicas de acero inoxidable con tres niveles de ajuste
  • Preparación bastante rápida con función One Touch (permite seleccionar bebidas con un solo toque)
  • Bean Select: selecciona manualmente los granos de una de las dos cámaras para granos
  • My Coffee Memory: memoriza tus preferencias, hasta 4 perfiles de usuario
  • Temperatura de infusión regulable en 3 niveles
  • Intensidad del café regulable en 4 niveles
  • Cantidad de llenado de 30 a 220 ml
  • Filtro de agua incluido

El fabricante indica que el consumo máximo diario de la Melitta Caffeo CI se encuentra entre 10 y 15 tazas al día. No está mal para una cafetera doméstica, y por eso siempre suelo recomendarla para oficinas pequeñas o familias.

Es cierto que las únicas especialidades que se ofrecen son el expreso, el café crème, el capuchino y el latte macchiato. No obstante, si somos honestos, esas bebidas son principalmente la razón por la que compramos una cafetera automática. El resto de bebidas que ofrecen las máquinas de gamas superiores o más nuevas las probamos una vez y luego nos olvidamos de ellas.

Aunque la carcasa de plata parezca acero inoxidable, estamos hablando de plástico. Tiene un olor preponderante al desembalarlo, pero desaparece en seguida haciendo una limpieza a fondo antes del primer uso.

Configurar (correctamente) la Melitta Caffeo CI: ajustes de fábrica un poco raros

Si bien nunca me he fiado demasiado de los ajustes de fábrica, si son razonables siempre los defiendo. Sin embargo, en el caso de la Melitta Caffeo CI no son nada sensatos, aunque el fabricante diga lo contrario.

Eso sí, en teoría puedes dejar el manual de instrucciones en la caja, ya que la cafetera se explica por sí sola.

Volumen de café y expreso

Melitta cree que 50 mililitros para un solo expreso es una buena idea. Para mí esa cantidad de llenado se llama café (o expreso doble). Lamentablemente, la Melitta Caffeo CI padece el tan conocido mal de la cantidad mínima y solo permite ajustarla a 30 mililitros como mínimo (25 mililitros sería la cantidad de referencia óptima para un expreso).

Sin embargo, este pequeño problema puede resolverse. Si ajustas el molinillo al nivel más fino y la intensidad del café al nivel más alto, aumentarás la resistencia en la pastilla de café. Así, al agua le costará más atravesar el café molido. En la prueba a largo plazo que realicé en mi oficina los 30 mililitros se convertían constantemente en aprox. 26 mililitros.

El mililitro apenas se nota con la mayoría de granos y con el método de extracción de la Melitta Caffeo CI.

Por cierto, con el ajuste de fábrica para el café crème obtenemos 120 mililitros, lo que para la mayoría de nosotros sería un sorbito más que un café decente para despertarnos. Definitivamente, en este caso vale la pena dispensar uno doble.

Molinillo

Los tres niveles de molienda son una broma en comparación con todo lo que nos ofrecen las máquinas de nuestra comparativa de cafeteras superautomáticas. Sin embargo, en cada categoría de máquinas Melitta es conocida por distinguir muy bien dichos niveles entre sí.

De todos modos, preferimos utilizar el nivel más fino, con el que, además, esta cafetera automática puede arreglárselas sin problemas.

Lo primero que hay que hacer es ajustar este nivel en la ruedecita de la parte trasera de la Melitta Caffeo CI; ¡cuidado, siempre con el molinillo en marcha!

Cafetera automática Melitta LatteSelect

Para tratarse de un molinillo de muelas cónicas de acero inoxidable, es bastante silencioso. Aunque la actual Melitta LatteSelect, por ejemplo, con algo más de 60 decibelios es más silenciosa, la Caffeo CI sigue sin emitir un ruido desagradable. Eso sí, no creo que pase la prueba del sueño del bebé, pero ruge mucho menos que algunas cafeteras DeLonghi más antiguas.

Perfiles de usuario

Hoy en día los cuatro perfiles de usuario son bastante habituales hasta en las máquinas más económicas de la gama media, pero también pueden resultar útiles en oficinas y familias. La Melitta Caffeo CI viene con My Coffee Memory, una función de memorización muy conseguida que ofrece a cada usuario un montón de opciones para preparar su café favorito.

Para un latte macchiato se puede ajustar, por ejemplo:

  • La cantidad de leche
  • La cantidad de espuma
  • La intensidad del café
  • La cantidad de café
  • La temperatura
Cafetera automática Melitta Caffeo CI: perfiles

Dado que cada persona tiene diferentes preferencias a la hora de tomar su café, la función My Coffee Memory puede resultar muy práctica. Para evitar confusiones, la pantalla siempre muestra el perfil que está seleccionado en ese momento. Esta función va a ahorrarte un buen número de discusiones:

La cuestión de la temperatura es un punto especialmente polémico; en nuestra oficina también hemos tenido nuestros más y nuestros menos al respecto. A mí me gustar tomar todas las especialidades de café con espuma de leche un pelín más frías que la mayoría de la gente.

Expreso y café: promesa cumplida

Cuando pruebo una cafetera automática Melitta siempre mido la calidad de las bebidas siguiendo el lema de la empresa: ¿esta máquina sabe cómo hacerte disfrutar de cada taza de café? Sí, sabe hacerlo.

Cafetera automática Melitta Caffeo CI: Arne posa con todas las bebidas

Esta cafetera superautomática tiene un concepto muy clásico del café debido a sus limitados grados de molienda y a su técnica en general, y por ello funciona mejor con tuestes achocolatados de estilo más italiano.

En la primera prueba utilicé un expreso con un contenido de robusta del 50 %, que proporcionó una crema moteada y con una densidad adecuada.

Con mi propio café diseñado específicamente para cafeteras automáticas, que contiene un 100 % de arábica procedente de Brasil, las notas achocolatadas pasaron a primer plano. También te digo que no esperaba que fuera de otra manera.

Cafetera automática Melitta Caffeo CI: expreso recién hecho

Las otras notas más dulzonas se quedan un poco en el camino, pero eso realza el chute que te da un expreso o café hecho con la Melitta Caffeo CI.

Para ser una cafetera antigua y costar lo que cuesta, la CI hace un café solo sorprendentemente bueno. Si bien es cierto que la impresión que causa es ligeramente aguada, el cuerpo que tiene una taza de café preparado con esta máquina me sigue convenciendo.

Aun así, ya lo sabes, para mí los mejores resultados en términos de sabor se obtienen con un americano: dispensa un expreso normal, añade agua caliente y ¡a disfrutar del aroma!

Dispensar espuma de leche: sorprendentemente deliciosa

Gallery ImageGallery ImageGallery Image

Con un sistema de leche automático (Cappuccinatore) que no puedes configurar siempre es una lotería que al final tu latte macchiato te acabe gustando o no. Muchos tipos de tubos flexibles producen una espuma con bastantes burbujas con una estabilidad a veces cuestionable.

Con Melitta no tienes que preocuparte por eso. La calidad de la espuma es sorprendentemente buena y se dispensa con una rapidez poco habitual.

La leche que obtenemos, homogénea y con una cremosidad exquisita, enriquece el café perfectamente. También tienes la posibilidad de preparar dos capuchinos o dos cafés con leche al mismo tiempo sin que ello afecte a la velocidad o a la calidad general.

Limpiar la Melitta Caffeo CI

Solo una cafetera limpia es una cafetera feliz. Melitta siempre se ha ocupado de la cuestión de la limpieza, lo que puede tener que ver con la orientación familiar de la marca.

Todos los componentes que deben limpiarse pueden enjuagarse automáticamente mediante un programa de limpieza o en el lavavajillas. El grupo de infusión es fácil de extraer y de enjuagar. Melitta lo llama «Easy Cleaning» («Limpieza fácil») y yo diría que este sistema obedece a su nombre.

Grupo de infusión

El grupo de infusión debería resultarle familiar a cualquier usuario que haya desmontado alguna vez una cafetera automática (antigua) de Siemens, Bosch o Miele. Por muy diferentes que sean las marcas a simple vista, en lo que al corazón de la máquina se refiere todas están emparentadas entre sí (y monopolizadas).

Sin embargo, esto también facilita la compra de piezas de recambio a buen precio, así como el suministro de productos de limpieza, ya que el grupo de proveedores es, por consiguiente, grande.

Basta con retirar el grupo de infusión y enjuagarlo bajo el grifo. Lo mejor es hacerlo después de cada día de uso, especialmente si hay más de dos personas que estén usando la máquina y haciendo café. Luego déjalo que se seque.

Tubo flexible de leche y boquilla

Un tubo flexible de leche es un poco más complicado de limpiar que una boquilla de vapor, pero la Melitta Caffeo CI también ha pensado en ello. Puedes conectar el tubo a la bandeja de goteo y, así, se enjuagará con un chorro de vapor. Es el mismo sistema que utiliza la Siemens EQ 6.

Cafetera automática Melitta Caffeo CI: surtidor de café desmontado

Sin embargo, hay que tener en cuenta que la bandeja de goteo, más bien pequeña, se llena con bastante rapidez y, en consecuencia, la cafetera automática te indicará que la vacíes con más frecuencia. Sin embargo, esta función es un paso de higiene intermedia hasta llegar a la limpieza básica.

Al final del día, aquí es imprescindible desmontar y limpiar, ya que los restos de leche se convierten en un problema de salubridad incluso más rápido que los restos de café. La boquilla y la válvula de drenaje pueden desmontarse y limpiarse de forma supersencilla.

Como he dicho, yo lo que hago es dejar a un lado el recipiente para leche y enganchar el tubo directamente al cartón de leche. Puedes hacerlo así o no, depende de ti; si lo haces, te ahorrarás parte de la limpieza. Además, me parece más higiénico.

Si utilizas el recipiente para leche, también debes limpiarlo a diario, ya sea de plástico o térmico.

Depósito de agua y bandejas recolectoras

Hay una regla general: los depósitos de agua que se extraen fácilmente no solo son fáciles de llenar, sino también de limpiar. El depósito de la Caffeo CI trae una práctica asa y se puede extraer por el lado izquierdo. Tenlo en cuenta al buscarle la ubicación a tu cafetera.

Nunca debes dejar el depósito con agua dentro, y mucho menos cuando te vas de vacaciones, por ejemplo. Yo suelo limpiarlo cada vez que lo lleno, y al final del día lo hago más a fondo y luego dejo que se seque.

El depósito para posos de café y la bandeja de goteo pueden extraerse por la parte delantera como un todo. Dado que estas piezas son bastante pequeñas, es necesario vaciarlas más a menudo. A algunas personas les resulta engorroso, pero a mí la verdad es que no me molesta.

Si no quieres tener que vaciar la bandeja de goteo con tanta frecuencia, te puede venir bien tener a mano algún recipiente recolector cuando se ejecuta el programa de limpieza automático.

Programas de limpieza y descalcificación

Aparte de los enjuagues reglamentarios al encender y apagar la cafetera —que nunca debes omitir—, la Melitta Caffeo CI te preguntará después de cada dispensación si debe iniciarse un enjuague.

En este caso también es preferible decir que sí. No obstante, ya sabes que puedes colocar un recipiente recolector bajo el surtidor para que la bandeja de goteo no se llene tan rápido.

Aunque utilices el filtro de agua Claris «PRO Aqua» que viene incluido, esto no significa que nunca tengas que descalcificar la Melitta Caffeo CI. Con un filtro, los intervalos de descalcificación serán mayores y, en la mayoría de los casos, el café sabrá mejor, pero eso es todo.

Sé que odias este paso de limpieza. Y también sé que con esta cafetera Melitta se tarda más que con otras máquinas. Sin embargo has de saber que, en muchos casos, descalcificando la cafetera estarás resolviendo muchos problemas.

Cuando la Melitta Caffeo CI da problemas

Si realizas una búsqueda en internet o lees los comentarios de esta reseña, da la impresión de que la Melitta Caffeo CI es muy propensa a los problemas: los granos no se deslizan, el grupo de infusión se atasca, cae café en la bandeja de goteo…

Tranquilo, aquí vengo a traerte buenas noticias: la mayoría de problemas se basan en una mala interpretación de las indicaciones que aparecen en pantalla o en un manejo incorrecto de la máquina. Sin embargo, sé por experiencia que hay que ser más cuidadoso con la limpieza de la Melitta Caffeo CI que con otras máquinas, porque esta es menos permisiva con los descuidos que otras marcas. Si eso es bueno o malo es cuestión de opinión.

Cafetera automática Melitta Caffeo CI: todas las bebidas

Una pregunta bastante habitual gira en torno al «error de sistema 8», pero esta es facilísima de resolver: el grupo de infusión no está bien colocado. Si está mal encajado o no lo está en absoluto, la cafetera automática no podrá ponerse en marcha de ninguna manera, ya que los pasos de preparación más importantes tienen lugar en este componente tan fundamental.

Por lo tanto, siempre hay que seguir el siguiente protocolo a la hora de extraer el grupo de infusión y volver a colocarlo:

  1. Apaga siempre la cafetera por medio del interruptor principal. Esto permitirá que el grupo de infusión se desplace hasta su posición de reposo y pueda extraerse.
  2. Presiona el botón rojo y desliza el asa del grupo de infusión hacia arriba.
  3. Retira el grupo de infusión, enjuágalo y déjalo secar.
  4. Vuelve a colocarlo en el soporte utilizando la misma asa.
  5. Cierra la cubierta, vuelve a colocar todos los demás componentes de la máquina y vuelve a encender la cafetera.

Si esto no te funciona, Melitta recomienda pulsar el botón de encendido/apagado y el de My Coffee al mismo tiempo. Esto es una especie de reinicio suave para todas las partes mecánicas.

Si eso tampoco te funciona, yo que tú llamaría a la línea de atención telefónica de Melitta, porque en ese caso está pasando algo.

Por cierto, lo del interruptor principal es también la solución a otro problema habitual: «el grupo de infusión no se puede extraer». Y es que, si no está en la posición de reposo, no se puede extraer, así de claro. Y, si lo fuerzas, puedes cargarte la cafetera superautomática. Por lo tanto, forzarlo, ¡nunca!

Asimismo, existen otros problemas:

¿Cae agua en la bandeja de goteo? Es normal. ¿Cae café en la bandeja de goteo? No es normal. Esto es casi siempre una señal de que el grupo de infusión ya no funciona bien, es decir, que ya no presiona perfectamente el café molido ni realiza el proceso de infusión como es debido.

Además de la limpieza obligatoria, hay que comprobar si las bisagras y los rieles siguen estando bien engrasados.

El volumen de suministro incluye siempre un tubo de lubricante especial con el que debes tratar las piezas metálicas móviles periódicamente. Recuerda que este lubricante debe utilizarse con regularidad (en función de las tazas dispensadas).

Muchos se olvidan de la lubricación —a mí me pasa lo mismo—, pero si las distintas posiciones del grupo de infusión no encajan ni pueden seguir trabajando con precisión milimétrica, el café irá a parar a partes donde no ha perdido nada y no debería estar.

Personalmente, no soy muy manitas y solo desmontaría mi cafetera en la medida de lo posible dentro de los términos de la garantía. En cualquier otro caso la llevaría a un servicio de reparación profesional.

Menciono esto en particular porque algunos de los problemas más notorios de Melitta ocurren cuando uno mismo instala una nueva válvula de drenaje o manipula demasiado el interior de la máquina.

Prueba a largo plazo: algunos apuntes

Hace tiempo que tenemos una nueva oficina, un sinfín de nuevas cafeteras de goteo y de cafeteras automáticas y, sobre todo, una demanda de café totalmente distinta. Aun así, no quiero privarte de que conozcas el rendimiento que tuvo la Melitta Caffeo CI en una prueba a largo plazo de seis meses en nuestra oficina con tres usuarios diarios y unas 400 dispensaciones de bebidas:

  1. No experimentamos los desafíos o errores que se describen habitualmente. Nuestra cafetera automática de color plateado funcionaba a las mil maravillas. Eso sí, he de admitir que establecimos un protocolo de limpieza bastante riguroso.
  2. Los perfiles de usuario merecen la pena. Por ejemplo, a un compañero le gustaba tomar un americano con un expreso doble y un pelín de espuma de leche, mientras que para otro su bebida favorita era el caffè latte con menos espuma de lo habitual pero con mucha leche, y le encantaba que su expreso tuviera 50 ml.
  3. La dispensación era rápida para ser una máquina doméstica.
  4. Si sueles dispensar mucha espuma de leche, lo mejor es que metas el tubo flexible directamente en el cartón de leche. Esto te facilitará la tarea, ya que te ahorrarás mucha limpieza y una cantidad de esfuerzo enorme.
  5. Hasta los usuarios que solo tienen una cafetera de goteo pueden manejar la Melitta Caffeo CI en seguida.

La prueba a largo plazo de la Melitta Caffeo CI demostró que a los pequeños negocios y empresas no les merece la pena en absoluto comprar una cara cafetera superautomática profesional.

Conclusiones sobre la Melitta Caffeo CI: ¡esta cafetera superautomática se conserva muy bien!

También es mala suerte que haya actualizado la reseña de la cafetera superautomática Melitta Caffeo CI después de haber escrito la actualización del artículo sobre cafeteras automáticas Siemens (pronto estará disponible en español).

Ideal para oficinas y familias

Melitta Caffeo CI

Doble cámara para granos

Bastante rápida

Fácil de limpiar

Jarra de leche incluida

Ajustes de fábrica un poco raros

Y es que no hay ninguna duda de que los modelos Siemens son los más silenciosos de la comparativa de cafeteras superautomáticas y, por lo tanto, siguen siendo los ganadores de esa categoría. Además, la relación calidad-precio se vuelve más económica con cada día que pasa —y que Siemens ignora su división de cafeteras superautomáticas.

En su día afirmé que la Melitta Caffeo CI era la mejor cafetera automática para familias. Con el paso del tiempo me he vuelto un poco menos efusivo con esa valoración, sobre todo porque el precio todavía no es una superganga.

De todos modos, esta máquina me sigue gustando y la considero una inversión que ofrece un montón de prestaciones para las cocinas familiares. Hace un café muy bueno, una espuma de leche deliciosa y es fácil de usar. Además, las dos cámaras para granos son un buen toque que aporta variedad a la hora de elegir tus granos de café. Por lo tanto, en definitiva, te llevas un buen paquete calidad-precio.

Pero, entonces, ¿por qué me muestro ahora menos efusivo con mi valoración?

Con la Melitta LatteSelect e incluso con la Melitta CI Touch —que es muy parecida— se obtienen funciones más modernas y correcciones en la preparación; mejoras que a la Caffeo CI le dejamos pasar simplemente porque durante la primera prueba nos faltaban conocimientos.

Sin embargo, si abordamos el veredicto de la prueba con la misma ignorancia positiva, lo que digo para casi todas las series de todos los fabricantes también se aplica a esta cafetera superautomática Melitta: no es necesario estar siempre a la última con las cafeteras superautomáticas. Si les das una oportunidad a las máquinas de hace algún tiempo, vas a poder aprovecharte de grandes ofertas. Además, el principio básico de toda cafetera automática rara vez cambia, así que lo único por lo que estarás pagando de más será por paneles de control atractivos y acabados elegantes.

Te animo a que sigas dejando tus comentarios y compartiendo tus experiencias con nosotros. ¿Quizá haya pronto una tercera versión de la reseña de la Melitta Caffeo CI?

Subscribe
Notify of
guest
22 Kommentare
Newest
Oldest
Inline Feedbacks
View all comments
Índice de contenidos